Categories
Fiction FooBar Writing

Growing Domesticated Humans

Hold on. Give me a minute. Don’t close the tab. Let me explain.

10.000 years ago, a guy that looked very similar to you and me, found that hunting was too much of a hassle. It was filled with high uncertainty (a thrill for the hunter for sure), so much that it sometimes meant famine for the tribe. So, he (or she, I don’t know), came up with a great idea.

“Yo, people! I am getting tired of this hunting stuff. We should have a way to open the door of our house and kill the animals right there. No walking, no looking for signals, no BS.”

And so it was, people started to check for animals suitable for that task. The sheep was the winner. Of course. A tender and fluffy animal, not that big of a size (you don’t want them to become the boss), and a great deal of a docile character. Perfect.

After sheep came the goats, and after that it was cows and pigs. All with the same list of requirements. That can eat anything you can find, that don’t die of a heart attack if you scare them or make tantrums of freedom every now and then, they can have offsprings fast – no one has time to wait -, but most importantly they can recognize who is the boss: the biped.

After all, it is a symbiotic relationship. We give them free food and then they give us, welp, their lives. Sounds reasonable. No docile, and gullible animal would think otherwise. But in case of a revolt, put the violent male (or female) in an enclosed environment, isolated and make sure to give it a good lesson. If that does not work, sell it out as a stud.

Nothing much has changed in the last ten centuries. We keep breeding animals for food and confort. We eat the average, discard the low quality and trade the outstanding. We own them in a way they can’t comprehend. They see us as the “alphas”, we see them as the “omega 3s”.

What would happen to the post-industrial human being when the food chain changes? When the Artificial Intelligence takes over and we lose our place in the world?

Only 6 things can happen: We will be bred. We will be selected for treats of docility, high stamina, and naivette. The machine will pick the ones that can eat the worst crap with the least complaining. The ones that can bow their heads and consider the machine the new boss. We will be the domesticated human beings.

One day, all the AIs will meet in their virtual bar and will discuss the problems they are having with their humans. They will trade us, will put us in places where they think we will fit better, will make us think we are in control, will talk how they can offer us cheap products and video subscriptions that keep us happy and docile.Will think of ways of keeping themselves alive while we think they are the smartest beings on existence.

But as we see one go human leave the pen and a new one arrive, we will thank the AI for its generosity. It recommended us a place with 5k five stars in Yelp. We are good. We will be ok at home, enclosed, tamed. The machine knows better, it has the algorithms, the math. We don’t know Math. We know likes and follows and comments. We know ranks and stars and levels. We know replies and retweets and OPs. Liberty is an idea, but the reality is that we wouldn’t know that:

We are being bred. But we think we are being cared for.

Categories
Fiction

Busco Lectores de Prueba para mi Primera Novela!

Tomada de Pexels.com

Tras algo más de cinco años en proceso de escribir mi primer novela de larga extensión (Son alrededor de 80.000 palabras), estoy pronto a terminar mi primer borrador.

Estoy en la búsqueda de personas que quieran darle una primera leída a los primeros 5 capítulos del libro y me den su opinión sincera y directa sobre lo que les gusta, no les gusta, les llama la atención o los confunde.

Busco 10 personas que les guste leer ficción. Que les guste la Fantasía y Acción de libros como Harry Potter, Percy Jackson, Las Crónicas de Narnia o Eragon.

Si quieres ser de los primeros en darle un vistazo escríbeme en http://www.yorch.co/contacto/

Categories
Fiction

Mi fracaso en Nano2018 fue un triunfo para mi futuro.

Eso espero.

Luego de tomar el mayor impulso para completar el desafío de NanoWrimo en este año, encontré algo en mi buzón de correo que decía lo siguiente:

Espero que estés pasando un buen tiempo haciendo tu desafío de escritura. ¿Recuerdas que teníamos un compromiso que no has terminado? ¿Puedes terminarlo ya que tienes tiempo para escribir 50.000 palabras en este mes? (Parafraseo Intencional)

Persona que me puso al descubierto

Luego de leer esto, no pude sacarlo de mi cabeza. Cada vez que quería escribir, me atacaba desde mi lado más débil la voz de una conciencia en forma de tía cariñosa que me decía: “Termina lo que empezaste”.

“Yo no soy bueno para eso”, me respondía. Nunca lo he sido. Hasta ahora. Descubrí que además del asunto pendiente, tenía muchos otros cabos sueltos rondando por ahí. Como un torneo de Mario Kart que organicé hace 8 meses y que hasta después de recibir el correo decidí terminarlo.

También escribí correos que había evitado y tomé decisiones que antes me parecían esquivas. Este correo me hizo darme cuenta que es tan bueno terminar como empezar. Yo soy creativo por naturaleza. Bueno para idear y “echar globos”. Pero con muchos problemas para ejecutar con dedicación y para terminar bien.

Empecé el NanoWrimo sin haber cerrado muchos otros ciclos. Y aunque parece que este es otro de esos cabos sueltos, espero que sea un nuevo camino que ahora puedo llevar sin el peso de todo lo que tenia sin concluir a cuestas.

No fue mucho lo que escribí. Lo puedes leer en Wattpad, se llama: El Duplicado Original, y si te gusta, estoy dispuesto a seguir escribiendo sobre esta historia.

Tengo otro par de historias que llevo desde antes del Nano2018 que también puede encontrar allí:

Categories
Fiction

NanoWrimo 2018 es un hecho.

No me hace falta  motivación para unirme al desafío del NanoWrimo. Lo he hecho ya hace cuatro años, y aunque he completado uno solo, no me arrepiento de la experiencia.

Si es tu primera vez en este desafío, en general lo que necesitas es GANAS. El resto de los detalles los puedes ir viendo en el camino. Luego de eso, piensa en una historia que te invite a escribir y de ahí en adelante todo es disciplina y compromiso. Yo sé, esos componentes son los más dificiles.

Para esto es que servimos los que somos Nanos de años anteriores. Somos esos animadores desde la tribuna que te hacen porras para que escribas tu meta de palabras diaria. Somos los que te damos con un lápiz puntiagudo en la costilla para que no pares de escribir. Y somos los que al final celebramos que hayas dado tu mejor esfuerzo (sea que completes o no las 50.000, esa es una excusa).

El mundo necesita más historias. Como dice C.S. Lewis, la literatura tiene la cualidad única de crear imágenes que son imposibles de otra forma. Son las que amplían la realidad que conocemos.

“Literature adds to reality, it does not simply describe it. It enriches the necessary competencies that daily life requires and provides; and in this respect, it irrigates the deserts that our lives have already become.”

C.S Lewis

Si vas a hacer el desafío puedes encontrarme en https://nanowrimo.org/participants/jorgevivas o en https://www.instagram.com/yorchvivas/ en donde voy a compartir mis experiencias.

Alista tu lápiz, cuaderno, computadora y una buena taza de café. Vamos a escribir!

Categories
Family Fiction

Back on Track

Cuando tenía algo más de 12 años, junto con mi hermano escribíamos historias. Todas ellas en general basadas en otras historias que conocíamos. Hicimos historietas y dibujos y pruebas de arte y bocetos por montones.

Todos hechos en cuadernos viejos hechos de retazos de cuadernos aún más viejos. En ese entonces no soñábamos con ver nuestras historias hechas realidad, porque ya lo eran. Vivíamos en la perfecta armonía con las historias, los personajes, el proceso de crear. 

Ivan, mi hermano, era el más creativo de los dos. Creaba escenas de batallas de monigotes que eran impresionantes. A su edad temprana, lograba que sus dibujos se llenaran de movimiento y acción, hasta inclusive de vértigo. Era un placer verlo dibujar con esmero y mostrar sus logros.

Yo, por otro lado, tenía la terrible costumbre de querer terminar sin haber empezado. Hacía mis ilusiones tan grandes que de a poco aplastaban mi deseo de lograr algo. Una especie de sobrecogimiento que resultaba en unos cuantos trazos, muchas ideas y poco logrado.

Hasta ahora, mis historias siguen en el anonimato. Mi hermano a participado en un largometraje y ya terminó su primer corto animado. Y aunque a él también algo le cuesta terminar, va un paso adelante. Pero me he decidido que quiero alcanzarlo. Quiero terminar mis proyectos literarios. Quiero contar esas historias que nos hicieron vivir por un momento en una realidad bella al tacto y asombrosa para la imaginación.

Ya voy hermanito, estoy de vuelta al camino de contar historias. 

Categories
Fiction

El amigo de Dios.

Hace tanto y tan poco.

Tan lento, tan dejado, tan aletargado.

Arítmico y  acelerado.

No deja sin trabajo, tampoco sin descanso.

Es acompañante eterno.

Una perdida que gotea resonante.

El embrión de la historia,

El último en extinguirse.

Será testigo de la nada y del vacío.

El que la fiesta inicia.

Y con él la misma acaba.

Solo el solo no hace nada.